4/29/2010

Madres de Plaza Línea Fundadora cumple 33 años


Nora Cortiñas, la referente del sector histórico de búsqueda de personas desaparecidas en la última dictadura, aseguró que la Justicia “avanza lento pero avanza”. De todas maneras, la militante insistió en que “seguimos la búsqueda incesante”. Además, Cortiñas se despachó contra Herrera de Noble y aseguró que sus hijos “son cómplices de un delito”.
Fuente: Data - LT9

“Individualmente no vamos a conseguir nada, ¿por qué no vamos todas a la Plaza de Mayo?, cuando seamos muchas, Videla tendrá que recibirnos”. Así le dijo a familiares de desaparecidos, una tarde de abril de 1977, Azucena Villafor de Vicenti, mientras esperaban que los atendiera el párroco de la Iglesia Stella Maris.

El 30 de abril de 1977, Azucena Villaflor y Nora Morales de Cortiñas junto a otras doce madres, se manifestaron en la histórica y tradicional Plaza de Mayo, en el centro de Buenos Aires, frente a la sede del gobierno (Casa Rosada). Ante la orden policial de no detenerse ni agruparse, sino circular, las Madres decidieron caminar alrededor de la Plaza.

33 años después, y tras la desaparición de Azucena Villaflor, la referente de la histórica Línea Fundadora dialogó con LT9 acerca de la realidad de su movimiento con el pasar de los años. Nora Cortiñas se mostró complacida con el avance de la justicia, aun cuando “a veces avanza muy lenta y las penas no son las que nosotros querríamos”.

“Nos tocó años y años. Este nuevo espacio es más adecuado para juzgar los crímenes horrendos que cometieron, incluso con la posibilidad de ir a cárceles comunes”, manifestó.

Por su parte, una de las fundadoras de las Madres se refirió a la causa sobre la supuesta tenencia ilegal de los hijos de la directora del diario Clarín, Ernestina Herrera de Noble. En este sentido, Nora Cortiñas fijó su postura sobre la actitud de los hijos de la empresaria, quienes días atrás expusieron mediante un video y se manifestaron como “víctimas de una persecución”.

“Ellos son grandes y si bien antes fueron víctimas hoy son cómplices. El día que ellos tengan hijos pasará lo mismo: primero serán víctimas y luego cómplices. Pero a ellos los prepararon para mentir y ocultar. Lamentablemente con el mismo mecanismo que el de la dictadura y el terrorismo de Estado”, concluyó Nora de Cortiñas en diálogo con LT9.